Letras de Canciones

 

Del árbol del amaranto
Quiero saber
Si es que esconde algún secreto el tiempo
Pa’ soltarlo bien lejos
Al ritmo de este mi bravo viento

 

Y descubrir si acaso
Este remolino me lleva al norte
Pa’ poder ver las estrellas
Y así entender el por qué

 

Quiero saber si como una cueca
Me avivas el sentimiento para
Tocar mi corazón de tonada
Sacarle trote a mi voz cansada

 

Quiero saber si como una nube
De algodón blanco de esas que suben
Estoy en el cielo y en un instante
Llego al desierto donde ya estuve
Quiero saber…

 

Y descrubrir si es que vengo de otro planeta
Como de una ruleta intergaláctica viajera
No ha sido nadita de fácil en este terreno
Esta franja de cerros abraza más bien al miedo

 

Ando entregando musiquita en los rincones
Me voy abriendo paso en este mundo de canciones
Sin más santos en la corte que mi taita en el cielo
Mejor canto más alto pa’ emprender luego vuelo

 

Quiero saber si como una cueca
Me avivas el sentimiento para
Tocar mi corazón de tonada
Sacarle trote a mi voz cansada

 

Quiero saber si como una nube
De algodón blanco de esas que suben
Estoy en el cielo y en un instante
Llego al desierto donde ya estuve
Quiero saber…

 

Quiero saber…quiero saber…quiero saber…

 

Quiero saber si como una cueca
Me avivas el sentimiento para
Tocar mi corazón de tonada
Sacarle trote a mi voz cansada

 

Quiero saber si como una nube
De algodón blanco de esas que suben
Estoy en el cielo y canto mi canto
Sentada en el árbol del amaranto
Quiero saber…

 

Quiero saber si como una cueca
Me avivas el sentiemiento para
Tocar mi corazón de tonada

Con el zapatito, con el zapatón

Como titila la estrella
como deja de titilar
voy atrapando esos sueños
para poder descansar
Pero no encuentro sistema
pa’ dejar de calcular
todos los árboles
que no me dejan sombra tomar
dejan sombra tomar
Pimiento morrón
con el zapatito, con el zapatón
manzanita roja
le doy mordiscón, le doy mordiscón
La noche me muestra luces
luego no me deja ver
la distancia recorrida
las trampas por resolver
Pero brillitos lejanos
alumbran el interior
esas cuestiones que el tiempo
hacen burlar la razón
burlar la razón
Pimiento morrón
con el zapatito, con el zapatón
manzanita roja
le doy mordiscón, le doy mordiscón
La culpa me descerebra
los caramelos también
incomprensible es la forma
para dejar de querer
Pero colores rabiosos
han llenado la ilusión
pa’ comprender los reposos
que se toma el corazón
toma el corazón
Pimiento morrón
con el zapatito, con el zapatón
manzanita roja
le doy mordiscón, le doy mordiscón

Verde y celeste
Negra es su pena
negra está su alma
negro es su pelo
negro el cajón

 

Negras sus uñas
negras sus manos
negro es el humo
que da el fogón

 

Todo es tan negro
dentro de esa casa
que ya no entra
un rayo de sol

 

Todo es tan negro
que en su mirada
ya no brilla
ninguna ilusión

 

No brilla ni una ilusión
en ese corazón…

 

Y en el camino
negro de piedras
yacen sus sueños
y su calor

 

Fría en la noche
de su recuerdo
negros de tanto
tomar el sol

 

Todo es tan negro
dentro de su pecho
que ya no late
su corazón

 

Todo es tan negro
que de su boca
salen los llantos
hecho canción

 

Los llantos hecho canción
desde ese corazón…

 

Negro es el túnel
desconocido
que encuentra pronto
en su decisión

 

Verde y celeste
es su vestido
porque ya el negro
na’ le dejó

 

Todo es tan negro
en este segundo
que a este mundo
demos color

 

Todo es tan negro
que se confunde
por eso canto
yo esta canción

 

Desde este corazón…

 

 

Fuerza naturaleza
Siempre llego hasta ti
como un libro a su final
como el sol nace del cerro
el dia se prende
Siempre llego hasta ti
como el rio llega al mar
como la chispa al tocar
la paja enciende
Siempre llego hasta ti
no me puedo resistir
kilométrico desierto
hasta que encuentro humedad
Siempre llego hasta ti
y no hay credo ni razón
la fuerza naturaleza
emerge de mi interior
Siempre llego hasta ti
haga frío, haga calor
aún perdiéndome en caminos
emprendados
Siempre llego hasta a ti
y mi sangre hierve en mi
mil volcanes explotando
del pasado
Siempre llego hasta ti
no me puedo resistir
kilométrico desierto
hasta que encuentro humedad

 

Siempre llego hasta ti
y no hay credo ni razón
la fuerza naturaleza
emerge de mi interior
Siempre llego hasta ti
y no hay reglas por cumplir
son dos almas que recuerdan
lo olvidado

 

Canción pa’ cuando te vaigas
Cuando te vaigas
me iré y muy lejos de aquí
Siempre he temido
el momento de verte partir
Si te vas creo no podré resistir
Cuando te vaigas me iré y muy lejos de aquí
Cuando te vaigas
tendré un espacio sin fin
habrá más orden
será un gran caos vivir
Tus palabras tan cancinas, tu sentir
Cuando te vaigas tendré un espacio sin fin
Creo que tal vez no puedo ver tus miles de defectos
es quizás la sal de este ancho mar
que ha entrado a mi recuerdo y ha hecho borrar
todo lo amargo de ti en mí…
Cuando te vaigas
habrán mil flores allí
te darán todo
lo que no encontraste aquí
De repente extrañarás mi fiel cantar
Cuando te vaigas habrán mil flores allí
Cuando te vaigas
mi paso he de seguir
no habrá misterios
simple la luna y el sol
La guitarra me acompañará al compás
Cuando te vaigas, mi paso he de seguir
Creo que esta vez es para siempre esto de no tenerte
Y quiero llegar a enmudecer el llanto de este canto
pa’ así escuchar
si es que aún late el corazón…
Cuando te vaigas me iré y muy lejos…
lejos, lejos, lejos, lejos, lejos, lejos…
de aquí…

 

 

 

Ayayai
Caminando a pies descalzos
voy dejando mi pasado
no sé dónde estaré
quizás pronto lo sabré
Recorro cerros y prados
llevos mis pies embarrados
no sé qué es lo que haré
quizás pronto lo sabré
Ayayai amor, ayayai amor…
Estoy perdida…
Llego hasta la carretera
sin dinero en la cartera
no sé qué venderé
quizás pronto lo sabré
Subo a un bus interurbano
con mi guitarra en la mano
No sé qué cantaré
Quizás pronto lo sabré
Ayayai amor, ayayai amor…
Estoy perdida…
Veo el cerro Santa Lucía
Miro a la Virgen Maria
No sé si rezaré
quizás pronto lo sabré
Y estoy en un escenario
voz en cuello y mis pies sanos
caminando me iré
y muy lejos llegaré
Ayayai amor, ayayai amor…
Te he encontrado…